El asma infantil puede controlarse!

La Sociedad Española de Neumología Pediátrica (SENP) afirma que el asma, que afecta al 10% de la población infantil y adolescente, puede controlarse con un tratamiento personalizado adecuado al tipo de afección respiratoria de cada uno. El objetivo es que el niño asmático puede pueda seguir una vida lo más normal posible.

En palabras del doctor Manuel Sánchez, presidente de la SENP, “nuestro objetivo es que un niño asmático esté controlado las 24 horas del día, por ello es necesario que su entorno social se implique. No debemos conformarnos con que un niño asmático esté atendido cuando está en compañía de su familia, sino también en la escuela o practicando actividades en verano como campamentos y excursiones; debemos lograr que el pequeño lleve una vida lo más normal e integrada posible”.

Es muy importante que tanto el niño, como su entorno familiar, trabaje continuamente con su médico consiguiendo que el niño pueda cuidarse él mismo el asma, aprendiendo a ser autónomo y gestor de su propia enfermedad. “Los niños que siguen un programa de educación tienen menos exacerbaciones de su asma y siguen mejor su tratamiento, lo que se traduce en menos visitas a urgencias, al pediatra o al especialista”.

Ejercicio físico y alimentación saludable

El deporte en equipo es una de las actividades más comunes en la edad infantil. En muchas personas, el ejercicio causa la compresión de las vías respiratorias (broncoconstricción), esto a su vez causa tos, sibilancia y/o disnea durante o después del ejercicio.

Ciertas actividades físicas, tales como los deportes de invierno y la carrera libre pueden causar más síntomas que otras, como la natación. Sin embargo, es necesario que el asmático haga alguna actividad física, si la tolerancia al esfuerzo es buena, es el índice de que el asma está bien controlado. Además, realizar algo de ejercicio ayuda a ejercitar y fortalecer la capacidad pulmonar.

También la alimentación es importante, el consumo frecuente de frutas, verduras y pescado se asocia con una prevalencia más baja de asma, mientras que un alto consumo de hamburguesas, por ejemplo, entre otras comidas excesivamente grasas, desemboca en una mayor prevalencia de la misma. Lo más recomendable es seguir las pautas de la dieta mediterránea que presenta un efecto protector para la prevención del asma.

Siguiendo estas pautas, y llevando un tratamiento adecuado para el asma, el niño podrá llevar una vida totalmente normal, jugando con sus amigos, durmiendo mejor por las noches, sin perder días de colegio, y sin acudir frecuentemente al hospital por esta patología.

Un pensamiento en “El asma infantil puede controlarse!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s